La Imaginación y los límites que no conoces.

Después de andar todo el día sumergido en una agotadora jornada laboral, finalmente llegas a casa y te recuestas a descansar…

Con todo el derecho del mundo piensas disfrutar de esa merecida satisfacción por la que tanto esperabas, pero no!, aún si de alguna manera hayas podido quedarte dormido, no descansarás y no tiene que ver con que hayas empezado a soñar ni nada parecido. Lo que pasa es que nuestro cerebro y concretamente «Nuestra Imaginación, no conoce límites».

Aunque no con toda la claridad suficiente, los seres humanos nos consideramos «evolucionados» respecto a las otras especies de la tierra, y esa diferencia normalmente es atribuible a nuestra capacidad de «pensar» y si esa capacidad nos diferencia de los animales, la capacidad de imaginar o expresado de mejor manera; las cosas que somos capaces de imaginar nos diferenciarían entre nosotros. Significa entonces que la consabida frase «No puedo imaginar algo así» es más cierta de lo que creíamos. No todos somos igualmente creativos, ese argumento sería el que demostraría el planteamiento anterior.

Veamos algunas definiciones tomadas del diccionario (*)

  1. Facultad humana para representar mentalmente sucesos, historias o imágenes de cosas que no existen en la realidad o que son o fueron reales pero no están presentes.
  2. Capacidad o facilidad para concebir ideas, proyectos o creaciones innovadoras.
  3. Idea, historia, cosa o percepción falsa de la realidad que solo existe en la mente de quien la imagina.
  4. Conjunto formado por los acontecimientos, las historias y los personajes que forman parte del mundo imaginario.

Podemos decir entonces que la imaginación es una facultad humana y una capacidad, y sobre la base de que no todos tenemos las mismas facultades humanas ni las mismas capacidades, podemos elegir efectivamente el particular camino que cada uno de nosotros queramos cuando de imaginar se trata y con pocas probabilidades llegaremos al mismo destino, porque además resulta que la imaginación es una percepción «falsa» de la realidad, eso significaría que imaginación y realidad son conceptos opuestos es decir antónimos.

¿Porque debemos estimular nuestra imaginación?: Para no extinguirnos sería una respuesta directa y clara, sin ese proceso creativo no hubiésemos sido capaces de resolver nuestras dificultades primitivas, sin imaginación no podríamos haber creado esa realidad inexistente en el tiempo justo hasta momentos antes en que «alguien» la pudo imaginar. Con imaginación se crean las cosas, es decir se hacen reales las cosas irreales, no nos hagamos problemas entonces al momento de imaginar, tengamos la confianza suficiente para sumergirnos en ese maravilloso proceso que nos ha permito existir y llegar hasta donde estamos hoy, en este preciso momento: ustedes leyendo esta nota desde un dispositivo inteligente y yo escribiéndola desde una máquina, estamos usando equipos que hace unos 50 años atrás no existían ni en la imaginación (aunque por cosas del tiempo y momentos ustedes y yo no podamos coincidir en el mismo instante). Será posible tal vez que alguien en un futuro pueda leer esto usando vaya uno a saber qué clase de dispositivos y tecnologías que están en estos momentos en desarrollo en algún laboratorio real o imaginario (Cerebro)

¿Existirían entonces límites para la imaginación?. Si pensamos en los límites como una frontera o cerco que nos envuelve en un momento inicial; podríamos a través de nuestra imaginación pensar que estamos fuera de esa frontera, por lo que ya habríamos rebasado la primera barrera, si nuevamente, usando nuestra imaginación ampliamos esa frontera, de manera que estemos otra vez dentro del cerco y así usando este mismo recurso podríamos ampliar, entrar y salir de los límites que en realidad existen y que como tales los podemos rebasar en cada iteración de este ejercicio que acabo de imaginar, para poderles explicar mis paradójicas respuestas. «Si hay limites, No hay límites».

Hay límites iniciales porque no hemos llegado todavía hasta ellos y una vez que los rebasamos la frontera se extiende y se deshacen los límites anteriores. Hay una frontera que se expande de manera indeterminada con cada salto que hace la humanidad usando la imaginación.

Les aseguro que esta capacidad, nos librará de más de una complicación, nada más piensen en ¿qué podrían hacer para resolver esa dificultad?, si no les funciona; pónganse a pensar en ¿qué haría fulano o mengano ante este mismo problema?, siendo fulano o mengano quien quiera que ustedes quieran que sea, sentirán de pronto que un camino iluminado se abre ante ustedes el cual será de utilidad siempre que se animen a recorrerlo y hacerlo una realidad.

Los invito a compartir sus opiniones en la sección de comentarios, será siempre grato para mi poderles responder y de este modo enriquecernos todos con el intercambio de ideas. Piensen en dos o más personas estimulando en conjunto este maravilloso recurso llamado imaginación. Hasta la próxima!

La imaginación es más importante que el conocimiento. El conocimiento se limita a todo lo que conocemos y entendemos, mientras que la imaginación abarca todo el mundo y todo lo que alguna vez existirá. Albert Einstein.

(*) https://www.google.com/search?q=imaginaci%C3%B3n&oq=imaginaci%C3%B3n&aqs=chrome..69i57j69i59j69i61j0l2j69i61.2286j0j8&sourceid=chrome&ie=UTF-8

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.